Tips para refrescarlo

El gato es un animal que aguanta muy bien las temperaturas altas, pero en estos días tan calurosos, podemos ayudarles con algunos tips para que estén más fresquitos y para evitar golpes de calor.

  • Humedece una manopla con agua fría y acaríciale con ella. Si ves que no le gusta, no insistas.
    Si a tu gato le gusta el agua, puedes mojarle con la mano la cabeza y el cuerpo, pero solo si él o ella disfrutan de este acto.
  • Renueva el agua dos o tres veces al día y añade un cubito al bol o la fuente.
  • Mantén los puntos de agua en lugares frescos y a la sombra.
  • Baja las persianas y cierra las ventanas en los momentos de más calor. Usa ventiladores o aire acondicionado.
  • Prueba a comprarle una esterilla refrigerante apta para gatos.
  • Si tienes terraza, pon una piscina para gatos y llénala solo con un dedo de agua. A la mayoría de gatos no les gusta el agua y es más fácil que la use si apenas hay agua.
  • Si lo tolera bien, humedece sus almohadillas y patitas con agua fresca. En las almohadillas tiene gran parte de las glándulas sudoríparas.
  • Cepíllale a diario para ayudarle a eliminar el pelo sobrante.
  • Moja toallas e introdúcelas en la nevera o congelador. Pasadas unas horas, extiéndelas en el suelo y deja que tu gat@ descanse sobre ellas.
    Estas mismas toallas puedes ponerlas dentro de sus espacios de seguridad (mira el post sobre la importancia de estos espacios).
  • No juegues con tu gat@ en las horas de más calor.
  • Si tu gato sale al exterior, evita que lo haga en las horas más calurosas.
  • Estimúlale para que se hidrate bien (mira el post dedicado a este tema).
  • NUNCA le mojes con un pulverizador. Es algo que detestan y podrías crearle un gran estrés.

Qué técnica usas tú?

 












Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *